9 de julio de 2012

LA FARSA ELECTORAL EN LIBIA

La farsa electoral en Libia es una muestra más del cinismo de Occidente que quiere maquillar de democracia una mentira, y ocultar los crímenes que cometen a diario los terroristas al servicio de OTAN.ONU-EE UU, y tratar de ocultar la lucha del pueblo libio y de la resistiencia.

El mundo debe saber que lo que sucede en Libia es terrorismo contra el pueblo, que cerca de 32 000 mercenarios estan en Bengazi para hacer creer que se trata de pueblo libio, y que miles de terroristas zalafistas estan en toda Libia martiruzando al pueblo.

Aún con todo el circo montado no han podido ocultar el boikot y sabotaje del pueblo y de la resistencia del  libio contra esa farsa de elecciones donde por "casualidad" ganan los integristas, sin embargo han intentado maquillar el problema deciendo que se trataba de federalistas inconformes, cuando en realidad era la resistiencia y el pueblo quienes se niegan a aceptar a las ratas terroristas y a los imperialistas occidentales que gobiernan Libia, pero la resistencia crece la toma de ciudades por parte de la resistencia y la derrota de las ratas terroristas mina la moral de quienes pretenden quedarse con las riquezas del pueblo.

Poco a poco el pueblo se organiza pese al sufrimiento al que son sometidos y se incorporan a la lucha por una Libia como antes, libre y socialista, en especial la mujer quien antes de la guerra era parte del estado y como tal tenía voz y voto en la sociedad, mira como ahora las ratas terroristas pretenden imponer la Sharia que no es otra cosa que condenar a la mujer y a toda la sociedad a la barbarie.

La lucha en Libia tiene que continuar, la resistiencia no da ni dará tregua a los terroristas de la OTAN, y las farsas como las elecciones seguirán siendo desenmascaradas ante los hechos, ante un pueblo que no se rinde, miles son los masacrad@s por las ratas, miles también los prisioner@s y miles también las víctmas de torturas y de cazerías humanas organizadas por los terroristas.

Libia es el ejemplo de lo que puede suceder en Siria donde también islamistas con apoyos  como el del  gobierno asesino de Turquia quien a su ves recibe armas de Estados Unidos y las  envía  a los terroristas en Siria con la intención de derrocar al presidente Bashar al Asad, el imperialismo no descansa, Estados Unidos y Europa en su afan de acabar con el mundo pretenden imponer su dominio, pero chocan con pueblos que no cederan a las salvajadas de los imperialistas y que luchan y lucharan con todo lo que puedan contra los imperios y los terroristas islamistas.

El mundo tiene que abrir los ojos y apoyar al pueblo libio, al verdadero pueblo libio, a la resistiencia, y también apoyar al verdadero pueblo sirio y al presidente Bashar a Asad, en su justa lucha por la paz y la dignidad de los pueblos.

El mundo va camino de convertirse en un enorme Vietnam, pero con idéntico resultado, la derrota del imperio y el triunfo del pueblo.